La magia está en el tarot

La existencia de las personas se tuercen a veces y nos encontramos en una encrucijada de la que no podemos salir.

Son muchos momentos que pueden determinar estas situaciones algunas de ellas son: la muerte de un ser querido, la desesperación de no encontrar trabajo, el amor, la familia, las drogas…

Necesitamos respuestas

ImageLa mayoría son situaciones límite que nos ponen también a nosotros en el límite y necesitamos de una energía mucho más alta de la que podamos encontrar en cualquier parte.

El tarot es la opción más elegida por todos para saber al menos la durabilidad de la situación que vivimos o las claves para conseguir lo que ansiamos.

Las cartas del tarot incluyen en sí las respuestas que necesitamos y por eso su durabilidad en el tiempo como tradición ha traspasado fronteras.

Muchas personas a lo largo de los siglos han intentado dañar la imagen de este considerado arte, sin embargo, la experiencia nos dice que a pesar de que se intenta destruir lo que a través de siglos ha pasado por distintas manos, el poder del tarot, de la videncia y del más allá se pone delante de todos.

De hecho a la hora de consultar, la persona que acude al tarotista está cargado de ilusión, de esperanza a la vez que algún tinte de incertidumbre que les hace estar deseando de conocer las respuestas que más que la vidente les dé, que las cartas le hablen.

El trabajo del tarotista

El trabajo del tarotista no es más fácil que otro cualquiera, tiene una responsabilidad grande, de su mano depende la concentración de la energía adecuada para llegar a alcanzar la verdad a las preguntas que se le plantea.

En este sentido, el tarotista debe ser disciplinado y llevar a raja tabla una conducta limpia y sobre todo de respeto hacia el poder de las cartas.

Antes de cualquier tirada, el tarotista tiene que haber limpiado de energía tanto la baraja como el espacio que le rodea. Para eso toma además de algunas oraciones, algunos elementos que le ayudan a considerar esa purificación, el más común es el incienso.

También practican una limpieza más profunda de la baraja en la que se pueden incluir otro tipo de piedras, agua o incluso el fuego que tiene un poder muy purificante.

Los elementos de la tierra están presentes en las barajas del tarot, del mismo modo que lo están en nuestra vida.

La baraja de cartas también incluye cuestiones cotidianas pues son las que darán las respuestas a nuestras preguntas.

Si no lo has probado, alguna vez puedes hacer alguna pregunta a algún profesional, quizás por curiosidad, quizás por casualidad llegues a descubrir el potente poder de esta misteriosa tradición.

La carta astral

¿Sabías que según el día, la hora y el lugar de tu nacimiento estás destinado a tener un tipo de vida u otra? Esta es una de las creencias en las cuales se basa la disciplina de la astrología, el conjunto de conocimientos que relaciona las características personales de cada individuo con su signo zodiacal.

Antiguamente la astrología era una disciplina directamente relacionada con la astronomía; sin embargo, con el resurgir del racionalismo tras el renacimiento, ambas empezaron a actuar de forma individual y desde entonces su visión ha adquirido un aire de superstición.

Tipos de astrología

carta astral

Distinguimos entre astrología occidental y no occidental. La astrología no occidental incluye la hinduista y la china. La primera centra su punto de vista en las estrellas fijas, con lo cual su punto de partida es totalmente diferente a la astrología tradicional occidental. En cuanto a la astrología china, esta toma como punto de partida el año del nacimiento del individuo, asignando a cada año un signo en concreto

En cuanto a la astrología occidental, su punto de partida está relacionado con la posición de los astros en el momento y lugar exacto de su nacimiento. A partir de ahí, podemos obtener una carta astral individualizada. Eso sí, la hora del nacimiento debe ser totalmente exacta, incluyendo también los minutos. Son de suma importancia también la latitud y la longitud del lugar del nacimiento. A partir de ahí, se realizan todos los cálculos a través de algoritmos con el objetivo de encontrar la Ascensión Recta del Mediocielo para poder situar la posición exacta de las casas, cada una con un significado propio.

Por otro lado, se tienen también en cuenta los signos del horóscopo (cada uno de ellos simbolizando un aspecto del carácter individual), los planetas (también con sus propios símbolos de representación), los aspectos (distancia entre dos o más planetas y como está relacionada con nuestras facetas cotidianas) y las dignidades (la afinidad que tienen los planetas con cada uno de los signos del zodiaco).

Interpretación de una carta astral

carta astral

Tras todos estos cálculos se obtiene la correspondiente interpretación de la carta astral. Los astros en los signos definen la personalidad del individuo; los de las casas indican la vida social y material y son la clave para su interpretación ya que, teniendo conocimiento de estos dos factores, se comprende el contexto, el ambiente y los criterios según los cuales vive la persona en cuestión.

Son muchas las páginas relacionadas con la interpretación de tu carta astral que puedes encontrar en Internet. En algunas de ellas, el cálculo es totalmente gratuito pero, eso sí, muy generalista. Mi consejo es que encuentres un astrólogo de confianza a quien puedas dar todos tus datos personales con la máxima precisión y así obtener una “radiografía” exacta de lo que ha sido, es y puede ser tu vida en un futuro según lo marcado por los astros en el momento de tu nacimiento.